sábado, 22 de noviembre de 2014

ISAAC TURIENZO, LA MAGIA DEL JAZZ: MÚSICA SOLIDARIA.


LA GALA DE LA SOLIDARIDAD   

MARIAN PIDAL










  
 
 
 
 
 
   










 

 
 

 
   
    Concierto de gala ofrecido el 21 de noviembre de 2014 en el Auditorio Príncipe Felipe en favor de los niños con discapacidades físicas y psíquicas.
    En el escenario, el pianista y autor de los arreglos Isaac Turienzo; la soprano Ana Nebot; el contrabajista Tony Cruz, y el baterista Chema Fombona.
 
     La sala, a rebosar de un público entregado y solidario que premió cada tema con calurosas y prolongadas ovaciones.
 
     En los corazones, lo más inspirado de la chanson française eterna.
 
     Detrás del resultado final, el trabajo de decenas de personas movidas por el cariño hacia los pequeños que más lo necesitan y, cómo no, también hacia sus familias.
 
     La Fundación Alimerka y el Ayuntamiento de Oviedo apostaron por la propuesta y acertaron.
 
     Noche mágica para recordar.

Nebot y Turienzo, emoción y esperanza

El pianista y la soprano dieron un sensible "paseo por París" desde el auditorio de Oviedo a través de canciones históricas muy celebradas de la música francesa

JAVIER BLANCO 22.11.2014 'La Nueva España'
 
Nebot y Turienzo, emoción y esperanza
 

 

 

 

 

 

 


 
   Isaac Turienzo (piano) contó su historia de "Rien de rien" ayer en el auditorio de Oviedo. Se trataba de un arreglo que había escuchado, "muy antiguo", pero de una exquisitez total. Lo peleó hasta que decidió mezclar con el original y unos arreglos de "la casa". En eso consistió "Una noche en París", en dar un paseo por clásicos de la chanson que Turienzo iba reconvirtiendo con un punto jazzístico en diversos tramos y donde puso la voz la soprano Ana Nebot, que regaló lo prometido desde que se inició este proyecto: darle voz pop para acercarse lo máximo a lo que la gente tenía en su oído.

   Así pues, quedó una combinación de arreglos jazzísticos (con variedad de tramos solos de Turienzo) que se entretejían con la garganta de Nebot. Claro, de cuando en cuando, utilizó un leve tono lírico que adornaba aún más la pieza. Además también consiguió darle ese aire de las elegantes voces de "entreguerras".    

   Así pues, dependiendo de la pieza, se disparaban las emociones tanto en la parte instrumental, a la que se sumaron Chema Fombona (batería) y Tony Cruz (contrabajo), como en la interpretación.

    En realidad se trataba de una sesión con muchas sensibilidades, ya que era banda sonora de canciones de amor, a veces; de esperanza, en ocasiones. Todas ellas dedicadas directamente a cuatro asociaciones de personas con discapacidad. La portavoz del evento plasmó en su intervención esa emotividad. Pero también fue un discurso descriptivo de la realidad que viven los afectados y sus familiares.

    Posiblemente estas canciones hayan dado un momento de alegría, o, al menos, sujetado la esperanza. Y a ello ayudaron mucho y bien la muy dulce voz de Ana Nebot y el gran Turienzo con canciones tan bellas como "Yukali" o "Les moulins de mon coeur".
 


video
'Una noche en Parìs'



La soprano Ana Nebot y el pianista Isaac Turienzo.
La soprano Ana Nebot y el pianista Isaac Turienzo
 / MARIO ROJAS

«Hemos añadido color a unas canciones que son perfectas en blanco y negro»

Ana Nebot e Isaac Turienzo interpretarán clásicos de la música francesa el viernes en el Auditorio en un recital benéfico 

 
   El día que se conocieron, les presentó Xuan Bello recientemente, saltaron chispas. Ana Nebot se arrancó a cantar 'De España vengo' mientras Isaac Turienzo acompañó golpeando la mesa donde comían a modo de piano. Pronto pensaron en los clásicos franceses, alejados de la técnica que la soprano suele demostrar en escena (ha tenido que «ir olvidando» y volver a la «esencia cuando de pequeña tarareaba las canciones con mi padre en el coche»), y con cierta lejanía a la improvisación jazzística del pianista. La casualidad les unió a la Fundación Alimerka, que celebrará el viernes a las 20.30 horas en el Auditorio Príncipe Felipe su décimo aniversario con un concierto benéfico en favor de cuatro asociaciones que trabajan con menores discapacitados: Aspace, Síndrome de Down, Apaci y San Filippo. Chema Fombona a la batería y Tony Cruz en el contrabajo componen el cuarteto. Tan entusiasmados están con este «trabajo en equipo», que le auguran larga vida. De momento, la venta de entradas (no hay ninguna invitación reservada por protocolo), va «muy bien», advierten estos artistas que llaman la atención sobre la programación de la ciudad. «Oviedo mantiene el presupuesto a la música clásica», subraya Nebot. Ambos continúan con sus proyectos musicales, juntos y por separado.
 
¿Cómo va a ser 'Una noche en París?'
 
Ana Nebot: Vamos a hacer un recorrido por la vida de una persona en París: llega a una ciudad maravillosa, se puede enamorar, vivir el desamor y volver a empezar.
 
Isaac Turienzo: A través de la música, de canciones universales conocidas por todos de la llamada 'chanson française' y de los intérpretes más famosos. Por ejemplo, 'Sous le ciel de Paris', 'La vie en rose', 'Non, je ne regrette rien', 'Ne me quitte pas'... Nuestra inspiración es el elenco de cantantes como Edith Piaf o Jacques Brel. Partí de las versiones más clásicas para hacer los arreglos y evitar así contagiarme de lo hecho por otros músicos.
 
¿Cómo preparan el espectáculo?
 
A. N.: Elegimos temas y tesituras. Yo no quería utilizar mi voz lírica, más impostada. Quería cantarla con la naturalidad con que las cantan los grandes cantantes y el pueblo porque son cantantes populares. Y a partir de ahí, hemos ido introduciendo cambios.
 
I. T.: Y seguimos cambiando cosas constantemente.
 
¿Cómo eligen los temas?
 
A. N.: Faltan muchos, pero iremos añadiéndolos en próximos espectáculos.
 
¿Tienen dificultades con alguno?
 
I. T.: Con todos, cómo no. Son unos temas de los que uno está enamorado desde hace mucho tiempo y es difícil arreglarlos e interpretarlos.
 
A. N.: Son canciones ya perfectas. Son perfectas en blanco y negro y nosotros les hemos puesto color, las hemos actualizado. Son muy conocidas y muy bien cantadas. Yo siempre digo que no soy Piaf pero tampoco soy María Callas, y he cantado muchas cosas de ella.
 
¿Ensayan mucho?
 
Ambos: No todo lo que quisiéramos, estamos bastantes liados todos. Pero ensayamos lo necesario para este espectáculo especial.
 
¿Es difícil que dos artistas como ustedes encajen en el escenario?
 
I. T.: No, no es difícil. Encajamos muy bien, con mucho respeto.
 
Destaquen una cualidad del otro.
 
I. T.: Desde la puntualidad hasta...
 
A. N.: La seriedad en el trabajo, el talento, la experiencia, el entusiasmo...
 
I. T.: La sencillez, la falta de divismo. Su sencillez nos motiva e inspira mucho. No es lo mismo acompañar a una estrella que va de estrella que con un divo.
 
Van a llevar su noche parisina a algún escenario más.
 
A. N.: Hay varias conversaciones, hay quien espera a ver el espectáculo para avanzar.
I. T. : Hay localidades en Asturias y fuera, también fuera de España estoy intentándolo.
 
¿Un proyecto que se sale de un concierto benéfico?
 
I. T. : 'Una noche en París' con más temas. Y tenemos otras cosas pensando en cómo podemos aprovecharnos un poco más.
 
A. N.: No lo digas (ríe).


'Una noche en París', música de jazz para la solidaridad'

 REDACCIÓN OVIEDO. 15 NOVIEMBRE 2014. 'El Comercio'.
 
    Isaac Turienzo, acompañado de Ana Nebot, Chema Fombona, a la batería, y Tony Cruz, al contrabajo, convertirán la noche del próximo viernes en una cita entre la música y la solidaridad. Celebrarán, a partir de las 20.30 horas, en el Auditorio Príncipe Felipe, un concierto que bajo el título 'Una noche en París' recaudará fondos para niños con discapacidad física, intelectual u orgánica. Organizado por la Fundación Alimerka, destinará los beneficios de las entradas (12 euros, ya se pueden comprar en la taquilla del Teatro Campoamor), a cuatro entidades que trabajan a favor de menores: Aspace (parálisis cerebral); Apaci (cardiopatías congénitas); Down Asturias (Síndrome de Down); y Fundación SanFilippo B (enfermedad metabólica degenerativa). Turienzo hará sonar para la causa canciones francesas conocidas, actualizadas y revisadas bajo su peculiar sello de jazz.



'Una noche en París' en beneficio de los menores con discapacidad

Representantes de las asocaiciones beneficiadas junto a Turienzo, Nebot, Blanco y Acevedo.
Representantes de las asociaciones beneficiadas junto a Turienzo, Nebot, Blanco y Acevedo. / MARIO ROJAS
Ana Nebot e Isaac Turienzo ofrecen el día 21 en el Auditorio Príncipe Felipe un concierto solidario. Sonarán canciones francesas
MARÍA LASTRA | OVIEDO  15 noviembre 2014. 'El Comercio'.

    La soprano Ana Nebot y el pianista Isaac Turienzo trasladarán a Oviedo «la magia» de una velada parisina. Lo harán el próximo 21 de noviembre en un concierto solidario a favor de menores con discapacidad. Temas como 'La vie en rose' o 'Rian de rian' sonarán en el Auditorio Príncipe Felipe a partir de las 20.30 horas. El precio de la entrada es de 12 euros y sus protagonistas aseguran que «merecerá la pena» y que «el buen rollo estará presente tanto en el escenario como en el patio de butacas».   
   El escritor Xuan Bello presentó a Nebot y Turienzo en una comida. La conexión entre ambos surgió desde el primer instante, y juntos pensaron en un repertorio con canciones francesas. Más tarde, hace tan solo unos meses, Antonio Blanco, presidente de la Fundación Alimerka, se reunió con Nebot y le propuso un concierto para celebrar los diez años que la cadena de supermercados lleva trabajando en obra social y cultural. La idea salió adelante y el resultado es 'Una noche en París', el espectáculo que los artistas oventenses presentarán el viernes que viene.

   Todos han coincidido en que el proyecto les ilusionó «desde que lo conocimos» gracias a «temas maravillosos» y a un fin solidario. Los beneficios recaudados irán destinados a cuatro asociaciones que trabajan con menores con discapacidad: Aspace, Síndrome de Down Asturias, APACI y SanFilippoB. Junto a Tony Cruz al contrabajo y Chema Fombona a la batería, Nebot y Turienzo interpretarán «algunas de las mejores canciones francesas», que son también «las más conocidas». Y el objetivo lo tienen claro: «Ayudar a otros a que tengan una vida más fácil».

   Por su parte, Blanco destacó que para este décimo aniversario buscaban «algo especial». Su propósito con el concierto es recaudar fondos, pero también «sensibilizar a la sociedad sobre la discapacidad infantil». En ello coincide con Turienzo, quien apunta que «la música debe ser una necesidad primaria» y tiene además un beneficio «indudable».

   Las entradas pueden adquirirse ya en la red de cajeros Cajastur o en las taquillas del teatro Campoamor. El mismo día del recital, los interesados podrán comprarlas durante la tarde en el Auditorio Príncipe Felipe. «Sabemos que para algunas familias 12 euros es mucho, pero los que lo paguen contribuirán con la sociedad y disfrutarán de una gran noche». El espectáculo, que se presenta el viernes en el Auditorio, «nace con vocación de volar». Las canciones francesas sonarán después en otras partes del mundo.


Cartel promocional del proyecto auspiciado por la Fundación Alimerka y el Ayuntamiento

Por una buena causa. Participantes: Ana Nebot, Isaac Turienzo, Chema Fombona y Tony Cruz.
 
 
¿Os apetece pasar "Una noche en París"?
Concierto solidario a favor de menores con discapacidad intelectual, física y orgánica, las entidades beneficiarias son; Down Principado de Asturias, Fundación San Filippo-B Todos con Elena, Aspace-Oviedo y Apaci.